la naranja está partida

foto: ojo publico

La injusticia de nuestro país, se profundiza sobre todo en las mujeres, niñas y niños awajún y wampis

Publicado: 2019-08-20

En el Congreso, como parte de nuestra labor de fiscalización, control político y de representación, hemos realizado algunas aproximaciones e intervenciones en nuestro paso por la presidencia de la Comisión de Pueblos Andinos, Amazónicos, Afroperuanos, Ambiente y Ecología (CPAAAAE). En el 2016, antes de asumir el cargo congresal, fui a Condorcanqui y Nieva; de la misma manera, lo ha hecho el parlamentario del Frente Amplio, Wilbert Rozas, junto a su equipo técnico.

El documental 'Los infiernos de la mujer awajún' publicado por Ojo Público muestra cómo la injusticia de nuestro país, se profundiza sobre todo en las mujeres, niñas y niños awajún y wampis. Desde mi cuenta de Twitter he compartido el enlace del documental con el propósito de contribuir en la difusión del reportaje. Sin embargo, este debería ser promovido por el propio Ejecutivo, de manera conjunta con nuestros hermanos y hermanas awajún y wampis, por lo que, esperemos que los sectores de Salud, Educación, Ambiente, Agricultura y Ministerio de Cultura, realicen las acciones correspondientes no sólo para dicha difusión, sino para realizar acciones conjuntas a fin de dar solución a la problemática que es visibilizada por Ojo Público. En esa misma línea, el Ministerio del Interior, por los casos de minería ilegal y el Ministerio de Defensa, por las plataformas itinerantes, deberían intervenir.

Por otro lado, es importante señalar que es encomiable la labor que realizan las organizaciones de los jesuitas en la zona, pero terminan siendo insuficientes con tantas necesidades y carencias. Igualmente hay profesores y personal de salud que hacen diferentes esfuerzos en atender a la población afectada, quienes carecen de recursos y que, a todas luces, no termina con erradicar la problemática. Esto, ya que se requiere de decisión política, por parte del Ejecutivo para dar solución a dichos problemas.

Cabe precisar que, mientras fui presidente de la CPAAAAE, durante el periodo 2017-2018, realicé diferentes acciones a favor de las niñas y mujeres awajun y wampis, que eran constantemente vulneradas, tanto a nivel de educación, como sexualmente. Asimismo, me enfoqué en la titulación de comunidades nativas, a fin de que se realicen los avances correspondientes y, la lucha contra los monocultivos de palma que afectan directamente a las comunidades nativas. Como resultado de ello, se lograron compromisos en materia de titulación de comunidades nativas, logrando así, se superen algunos problemas de superposición de tierras de dichas comunidades y se reconozca sus derechos colectivos. Asimismo, se logró la coordinación con las Fiscalías Especializadas en Materia Ambiental, para un efectivo control –en dicho momento– de las empresas que depredaban nuestra Amazonía, con monocultivos de Palma. Todo ello bajo la mirada de la Contraloría General de la República, quien estuvo al tanto de dichos compromisos.

Sin embargo, las acciones son mínimas si es que no hacemos una fuerza coordinada y conjunta a favor de nuestros pueblos amazónicos, con especial énfasis en las mujeres, niñas y niños awajun y wampis.

En ese sentido, se deberían implementarse acciones que deben ser desplegadas, de manera transversal, en todos los niveles del gobierno. Actualmente contamos con una Ley Marco sobre Cambio Climático, la cual nos costó un despliegue de fuerzas para que sea aprobada en el Congreso de la República. Esta norma exige que los presupuestos se adecúen a las medidas de adaptación y mitigación al Cambio Climático, con un enfoque intercultural, de género y de derechos ecoterritoriales.

‪La problemática de la deforestación, la falta de titulación, la operatividad de la minería ilegal en el Río Santiago, las aguas contaminadas, desnutrición, la anemia, el VIH-SIDA (con la tasa más alta en el Perú), los centros de salud desabastecidos y la falta de una política de educación y prestación de servicios públicos con enfoque intercultural demandan una acción intersectorial e intergubernamental que tome en cuenta a las propuestas de las propias organizaciones de los pueblos indígenas u originarios, que son las que tienen mayor conocimiento de las demandas y urgencias que requieren.

Aunamos esfuerzos para que la actual presidencia de la CPAAAAE, a cargo del parlamentario del Frente Amplio, Edilberto Curro, pueda hacer mucho más de lo que pudimos hacer anteriormente desde el Parlamento. En especial para exigir más eficiencia y una intervención oportuna del Estado.

Felicitaciones a Ojo Público por hacer visible está problemática que frecuentemente es ignorada en el país y que muchas veces por la coyuntura y el ruido político nos desvía la atención y la mirada. Pero el Perú es más que una crisis política, nuestros hermanos amazónicos, no pueden ni deben ser olvidados.


Escrito por

Marco Arana Zegarra

Cajamarquino, sociólogo. Ecopolítica y derechos humanos. Líder de Tierra y Libertad.


Publicado en